Comprar en línea visitas, excursiones, citypass,...

Un fin de semana con los niños en Burdeos

  • 10km
  • 2 giorni
  • Facile
  • Dans Bordeaux centre

¡Burdeos es una ciudad que ama a los niños! Desde los restaurantes hasta los museos y el patrimonio arquitectónico, sin olvidar los numerosos parques, toda la familia encontrará su lugar en las calles de esta ciudad donde las actividades y las salidas para niños son numerosas. Aquí tienes cómo descubrir Burdeos para un fin de semana familiar.

 

Sábado

Mañana

Día 1 / Mañana

1

En el centro de la ciudad, hay muchos restaurantes que ofrecen desayunos para toda la familia.  OURS, Melle Simone o la Douce Parenthèse son buenas direcciones donde se puede comer comida local en un ambiente encantador.

2

Luego, dirígete hacia las Allées de Tourny para no perder la salida del trencito. Como es eléctrico, te permitirá descubrir la ciudad de una manera lúdica y ecológica. En 45 min., podrás admirar la parte principal del centro histórico de Burdeos sin cansar demasiado las piernitas de tus hijos.


 

 

3

Ahora es el momento de pensar en tu picnic. Dirígete a la place des Grands Hommes. Allí encontrarás las tiendas que necesitas para llenar tu cesta. Luego, puedes ir al Jardín Público donde puedes tender tu mantel y disfrutar de los juegos para niños. 

 

Tarde

Día 1 / Tarde

4

Para la tarde, ¿qué podría ser mejor que un rally peatonal imaginado para los niños? Dirección Bordeaux Patrimoine Mondial, place de la Bourse. Durante una hora, los padres siguen a sus hijos mientras descubren la historia de la ciudad, el casco antiguo de Burdeos y los monumentos más importantes.
 

5

Para una merienda típica de Burdeos, te aconsejamos que vayas al Pascal, donde probarás las dunes blanches, ¡una especialidad dulce sorprendente! Para los niños golosos, opta por un helado en « la Maison du Glacier »en la Place Saint-Pierre, una referencia en Burdeos. 


 

6

Luego vuelve a los muelles y mójate los pies en el espejo de agua, una obra cuyo objetivo principal es reflejar la belleza de la Place de la Bourse, ¡pero para los niños es más bien un sitio para jugar en el agua! 

7

Luego regresa a la orilla derecha de Burdeos a lo largo de los muelles hacia el puente de piedra. Cruza y admira el brillo del atardecer en las fachadas rubias de la orilla izquierda. Sigue caminando por el parc aux angéliques... puedes finalmente terminar tu día en Chez Alriq, un restaurante-guinguette junto al río donde el ambiente alegre, musical y colorido encantará a toda la familia. Incluso hay un área de juego para los pequeños.

Domingo

Mañana

Día 2 / Mañana

1

¿Por qué no pasar el día en bicicleta? Conocida por sus numerosos carriles bici, Burdeos es una ciudad fácil para los ciclistas. El puente de piedra está incluso reservado para ellos. Podrás pedir prestada una VCUB si tus hijos tienen la edad mínima o alquilar tu bicicleta en un lugar dedicado.

2

Empecemos con un brunch familiar en la orilla derecha. Puedes elegir entre EKLOle Siman, dos restaurantes que tienen todo planeado para tus hijos (menús adaptados, juegos...). 

3

Luego, dirección al pontón de la place Stalingrad para abordar el Bat3. Por el precio de un billete de tranvía, podrás llegar a la orilla izquierda navegando (se permiten bicicletas a bordo). 

 

4

Para en el barrio Chartrons y disfruta del mercado del muelle (hasta las 2:30 de la tarde), del skatepark y de los parques infantiles. Después, dirígete a la place Pey Berland (por la plaza des Quinconces, luego el Cours de L'intendance y la rue Vital Carles) donde podrás admirar Burdeos desde arriba subiendo a la torre del mismo nombre. 

5

Después de todas las escaleras, seguramente tendrás hambre. Es hora de sentarse en una de las terrazas de la plaza, donde los niños disfrutarán corriendo una vez que hayan tragado su comida.

Tarde

Día 2 / Tarde

6

Luego dirígete al Museo de Aquitania o al Museo de Artes Decorativas y del Diseño, según tus deseos. Estos dos museos ofrecen visitas especialmente diseñadas para los niños.

 

7

¡Ahora llega la tan esperada hora de la merienda! Una oportunidad de descubrir LA especialidad de Burdeos en la Toque Cuivrée (place Saint-Projet): los famosos canelés. Para probarlos, puedes ir a la place Camille Jullian, donde tus hijos podrán estirar las piernas con seguridad alrededor de la estatua central mientras te tomas un trago en una de las muchas terrazas de la plaza.